Las personas carismáticas son aquellas que cautivan a la gente de su alrededor y que con su sola presencia, se convierten en el centro de atención de casi cualquier situación. Aprender cómo ser más carismática es un plus que toda emprendedora debe incorporar a su negocio.

Nuestra presencia, facilidad de palabra o tipo de personalidad, influyen en la manera en la forma que somos vistas por los demás y por lo tanto, afectan a nuestros objetivos y metas.

Algunas personas somos percibidas como más carismáticas y otras como menos influyentes y más tímidas. Es algo totalmente normal. ¿Pero, es posible moldear nuestra personalidad para hacerla más carismática y generar mayor atracción entre nuestro público?

Es una gran pregunta. Y sé que muchas creativas auto-denominadas “tímidas” se la hacen constantemente.

Porque una cosa está clara en este feroz mundo de venta online. Quién sea capaz de atraer y enganchar con sus comunicados, tiene mayor ventaja a la hora de vender.

Este no es un post para hablar de ventas. Pero si te identificas con la necesidad de mejorar tu habilidad social, entonces te interesa lo que voy a contarte sobre el carisma.

La realidad es que vivimos en un mundo diseñado para extrovertidos. La sociedad recompensa a las personas directas y sin miedo.

Hoy en día, la capacidad de saber expresar una idea se valora mucho más que la propia idea en sí. Y si lo que quieres es vender, más te vale aprender a transmitir tu carisma en todo lo que haces y comunicas.

Características de las personas carismáticas.

Características de las personas carismáticas

Las personas carismáticas son capaces de despertar nuestra atención, admiración y que nos sintamos identificadas con ellas. Tienen un magnetismo único que atrae a los demás y una seguridad en ellas mismas que cautiva.

A todas nos encanta rodearnos de personas así. Pasaríamos horas hablando con ellas o simplemente disfrutando de su compañía.

Son personas que llegan a cualquier reunión social y se convierten en el centro de atención. Pero no por sus excesos, sino por el mero hecho de estar ahí. Entonces, ¿Qué les hace tan especiales?

Estas son algunas de las cualidades que destacan en una persona con gran carisma:

1.- Mente Abierta:

Por norma general no rechazan las ideas de otros y no tienen miedo a que cuestionen sus propias creencias. Son personas que tratan de ser objetivas y tolerantes.

2.- Buena Comunicación Emocional:

En realidad, el verdadero carisma radica en el hecho de ser más un emisor de emociones que un receptor. Las personas carismáticas expresan sus emociones, sentimientos y opiniones sin tapujos pero sabiendo cómo hacerlo.

3.- Credibilidad y Humildad:

No solo transmiten y expresan las emociones de manera clara, sino que también lo hacen de un modo convincente y sincero a través de la expresión facial, la voz, los gestos y, en suma el cuerpo entero.

También son personas humildes y modestas, y por eso se ganan rápido la confianza de la gente.

4.- Persuasión y Empatía:

La persuasión es algo en lo que destacan las personas carismáticas. Usan sus argumentos con inteligencia y de esta manera influyen en la actitud de otras personas. No obligan a cambiar de modo de pensar a las otras personas, sino que emplean el arte de la persuasión.

También saben ponerse en la piel de los demás y por eso, son buenos comunicadores pues hacen sentir a gusto a las demás personas.

5.- Confianza y Autoestima:

Es imposible enganchar a los demás si no se cree en sí mismo. La confianza es una cualidad que permite que las personas superen los obstáculos que se presentan en el día a día.

Las personas con la auto-confianza alta se empoderan frente a la vida, y son capaces de influir en los demás porque muestran una personalida